Los supuestos peligros de Internet para los menores y la juventud.

¡Hola amigos!, de un tiempo a esta parte vengo oyendo toda clase de tonterías respecto al supuesto efecto negativo de Internet en la juventud e infancia basado en dudosos estudios. Tanto es así que gente conocida y popular en televisión, así como en otros medios, van soltando perlas sobre limitar Internet y que “hay que hacer algo”. Les voy a dar mi sincera opinión, la idea de limitar Internet es una aberración digna de la Edad Media, quiero opinar sobre la responsabilidad que siempre se achaca a Internet y sobre lo perjudicial que puede ser para un niño ver ciertos contenidos. Mi opinión es que la responsabilidad queridos amigos es de los padres. Sí, ya sé que no esta muy de moda decir que los padres son los responsables, pero es totalmente cierto. Hoy en día hay cantidades ingentes de software para poder limitar el uso que hacen los niños de Internet tanto en tiempo como en contenidos, filtros, tiempos de uso, monitorización en  tiempo real de las actividades que se realizan, etc. De hecho, estos cánticos a la limitación de Internet me suenan a la misma canción que estoy harto de oír:

-“Es que ya no educan a los niños en el colegio”.

En el colegio no se educa señores, se instruye, pero no se educa. La educación que se recibe es de rebote. La responsabilidad de la educación, la ética y la moral depende directamente de los padres, últimamente esta muy de moda “externalizarlo” todo y por lo que veo en la calle, los padres tienen hijos fácilmente pero casi ninguno prefiere trabajar menos horas y ganar menos para estar al lado de su hijo en su más tierna infancia (por poner un ejemplo). Esa educación es la que promueve valores en ellos sanos y de crecimiento, tener a los padres al lado más tiempo y pendientes de sus hijos. Los padres de hoy en día (en alto porcentaje) prefieren comprar una consola y acallar sus sentimientos de culpa en fechas como las que nos ocupan estos días a base de regalos y centrar al culpable del mal comportamiento de su hijo/a a cosas externas, Internet, la televisión o lo que sea.

A mi de pequeño me mandaban a mi habitación o a la cama cuando no debía ver algo en Televisión,  y si era necesario, me ponían límites en mis lecturas y ocio, ya fueran de tiempo o de contenido. El problema es que tenemos niños diestros digitalmente, mientras sus padres son casi cavernícolas que “pasan” del tema, no filtran contenidos ni toman responsabilidades y quieren dejar en manos de otro lo que es su obligación como padres, “que a mi lo que me interesa es ver el fútbol y para de contar”.

A ver si maduramos de una vez y nos hacemos cargo de nuestras responsabilidades que seguramente algo bueno saldrá de ello. Quien sabe, a lo mejor si cuidas más de tu hijo puede que te lleves más satisfacciones que mil euros más al mes o ver el final de una “Champions League”.

A mi Internet no me lo limitéis por vuestra ineptitud e irresponsabilidad, a ver si ahora vamos a quemar los libros porque son muy malos a ciertas edades. Hasta de leer el Mein Kampf puede salir algo bueno, por ejemplo, no repetir las mismas salvajadas y estupideces del pasado.

Sed responsables de una vez y madurad, ¡maldita sea!, nuestra libertad esta en juego. Hoy limitarán La Red y mañana dejarán que veas sólo lo que les conviene.

LIBERTAD NO ES LIBERTINAJE, ES RESPONSABILIDAD.

¡Saludos!,

elduende.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *